Entradas

Una pena

Despiertas, te pesa el cuerpo y te planteas dormir un poco más. La verdad es que no importa la decisión que tomes, pues no tienes nada qué hacer durante el resto del día. Empiezas a plantearte si esto es siempre lo que has queridos, y suspiras, pues no encuentras respuesta.
Al final apoyas tus pies en el suelo, y sientes el frío de la tarima desgastada. Tu habitación te saluda, y cediendo al positivismo mueves tu cuerpo hacia la ducha. Tu mente se distrae con el caer del agua, que se transforma en una cascada que te ayuda a meditar. Sales toda arrugada, miras el reloj, y decides que ya no vale la pena desayunar.
Sin comer nada, te paras frente a una pantalla, y buscas trabajo, te distraes con vídeos, enciendes el televisor, y buscas trabajo, vuelves a leer tu lista de cosas pendientes, y buscas, y buscas... Masticas algo de pan, y pasas del plato, pues aunque no hayas comido nada durante la mañana te encuentras llena.
Te vistes, imprimes currículums, das vueltas y vueltas. Prácticame…

La Vieja Guardia

Imagen
A veces es complicado mirar la vida con arrugas en los ojos: ¿quiénes somos?, ¿hacia dónde vamos?, ¿qué nos deparará la muerte? Hay incógnitas que todo ser humano se ha planteado, pero una nueva ha resurgido en este futuro tan complicado, ¿qué ocurre con aquellos ancianos que se alistan en las Fuerzas de Defensa Coloniales? Todo el mundo sabe que La Tierra está en guerra, y que el universo entero es una conquista, pero en esta ecuación hay algo que no cuadra, ¿por qué esta entidad busca a los humanos más ancianos?

Muy buenas queridos ecobloguerxs, por fin, y después de todo este tiempo, os traigo una reseña literaria. He de advertiros que si os llama la atención esta novela, por favor, no leáis los resúmenes del libro, porque os llevaréis más de un spoiler
Vamos a comenzar con el meollo: tenemos ante nosotros una trama bien enlazada, humor por doquier, personajes muy profundos y toques dramáticos increíbles. Hay misterio por todas partes, y el escritor con muy pocas palabras, nos mu…

Ruido

Solo podía oír su respiración agitada dentro del casco. "Uno, dos, tres...", contaba mentalmente mientras se formaba un débil vaho en el cristal que molestaba un poco su visión.
En esos instantes de soledad, pensó en lo increíble y a la vez inquietante que fue observar una explosión que no hubiera hecho ruido. La Tierra ahora eran fragmentos desperdigados por el espacio, y se preguntó si alguna vez había leído un final tan atroz en las novelas que protagonizaron su antigua vida, esa que había muerto junto al planeta que una vez fue su hogar. 
Mientras sus ojos todavía se distraían con el baile que protagonizaba el antiguo planeta azul, comenzó a temblar dentro de su traje. "Madre mía, a veces la belleza era demasiado malévola", se dijo, fría, entre las estrellas y la inconmensurable nada.

Brujas

Amarré a Ventisca por la empuñadora, miré los ojos de aquella bestia a la que una vez llamé hijo, y en un alarde de humanidad, se dejó morir ante mi filo. 

Acuné su cuerpo y acaricié su rostro como cuando era niño. Después del entierro, escondí mi cara de la Inquisición, y caminando sola buscando un refugio, lloré por mis hijos, por mis hermanas... Por el fin de la magia.

La brevedad del amor

Juraría que no hubo historia de amor más corta y más esperpéntica, que la que voy a escribir ahora mismo en esta carta: yo estoy enamorada de ti aunque sé que tú no, y a pesar de todo aquí me tienes, a punto de convertirnos en tragicomedia.

La Sexta Extinción

Imagen
En un futuro muy cercano, nuestro planeta colapsa debido a la codicia del Hombre. Las hostilidades entre lo países beligerantes originan una terrible guerra que casi acaba con nuestra especie. Con el mundo casi apagado, Lizar, un joven europeo llamado a filas, intenta luchar contra la barbarie humana, y contra sus sentimientos. Con el conflicto en punto muerto, las facciones enfrentadas deciden aceptar la intermediación de una raza venida de más allá de nuestro sistema solar. Los Miksoi detendrán la devastación, y ayudarán al ser humano a reconstruir su mundo en ruinas, y a instaurar la paz sobe La Tierra. Pero un grupo de ciudadanos se rebela ante el nuevo orden, convirtiendo nuestro planeta en un gigantesco campo de batalla en el que tratarán de desenmascarar a los nuevos visitantes.

Buenas tardes ecobloguerxs, en esta ocasión, os traigo una colaboración que he podido hacer con un escritor que autopublica sus libros, os voy a dejar el enlace directo a la novela para los curiosos, so…

De mentira

Sábanas, persianas bajadas y soledad. Todo se ha desvanecido con el paso de los minutos.
Llega la primera bocanada de aire, y por fin los pulmones se liberan de los cristales rotos. La sensación de paz es perfecta, y aún así nada funciona, soy de mentira por dentro. 
A veces en estos momentos sobran hasta las letras, y sin poder plasmar nada en la hoja de papel de mi cerebro, cojo los auriculares, cierro los ojos, e intento alejarme de mis miedos. 
Será mejor que suba el volumen.